HISTORIA


La historia de nuestra bodega comienza a principios de siglo XX, será el bisabuelo de Silvia, Dionisio Pedrón, el que la construyó  y utilizó durante varias décadas hasta la creación de la actual cooperativa vinícola de Los Pedrones. Más tarde se utilizó como almacén agrícola para dejar materiales y secar las almendras. Al principio de 2017 elegimos este sitio para darle una segunda vida como bodega y empezamos a renovarlo.

La restauración  será encargada a Crux arquitectos, los cuales realizarán un trabajo espectacular. Aprovecharon  al máximo el espacio, colocando en el centro de la bodega una zona de comunicación entre los 3 niveles.

Este montacargas central nos permite aprovechar la gravedad y realizar la mayor parte de los trasiegos de manera suave sin bomba. En cuanto al aspecto visual de la bodega, intentaron conservar al máximo las partes antiguas del sitio añadiendo materiales contemporáneos exigidos por normas de sanidad.

El resultado es un interior donde lo moderno contrasta con lo antiguo creando  un ambiente agradable y lleno de historia.



Mark